Tipos de artralgia y factores de riesgo

Debido a diversas enfermedades, lesiones u otras afecciones, se puede presentar un dolor punzante y molesto en las articulaciones; puede llegar a ser tanto muy leve como grave, por lo que ante la presencia de los síntomas de artralgia, resulta necesaria la atención médica correspondiente para realizar el diagnóstico adecuado.

Tipos de artralgia

Según el tipo de dolor presente en las articulaciones de la persona afectada, la artralgia puede clasificarse según los siguientes tipos más comunes:

  • Generalizada o localizada: Esto hace referencia a un dolor que se extiende y en muchas ocasiones, pudiera cambiar su localización, afectando a otras articulaciones a la vez. En cuanto a la artralgia localizada, la definimos como el dolor que se da en alguna articulación/articulaciones específicas.
  • Inflamatorio o no inflamatorio: Un síntoma común pudiera resultar de la inflamación de una articulación, acompañado de un enrojecimiento de la piel, lo que muchas veces pudiera ser un signo de artritis.
  • Mono, oligo, poliarticular: La artralgia, puede afectar tanto a una como a varias articulaciones a la vez. Cuando afecta a una única articulación, se le conoce como monoarticular, 2-4 oligoarticular, y cuando va de 5 a más, se le conoce como poliarticular.

Factores de riesgo de la artralgia

Existen algunos factores que pudieran aumentar el riesgo de llegar a desarrollar artralgia, aunque de igual forma, esto no significa que todas las personas que presenten estos factores, contraerán la afección.

Entre los principales factores que pudieran ser un indicativo para las personas propensas a sufrir de artralgia, se encuentran los siguientes:

  • Obesidad.
  • Lesión o cirugía previa en la articulación.
  • Edad avanzada.
  • Alguna actividad que ejerza presión constante sobre alguna articulación.